Desde que la NBA regresó, a fines de julio, la liga de baloncesto más grande del mundo ha brindado mucha acción, apasionante drama y ahora protestas que podrían decidir el resultado de la temporada. Aquí está el resumen de lo que ha sucedido en la NBA durante las últimas semanas.

Drama del final de la temporada regular

Después de ser suspendida en marzo, como resultado de la pandemia de COVID-19 en curso, la campaña de la NBA se reanudó el 30 de julio para completar la temporada regular. Todos los juegos se están llevando a cabo en el complejo Wide World of Sports de ESPN en Orlando, Florida, dentro de lo que se conoce como la «burbuja de la NBA», una zona de aislamiento creada específicamente para las operaciones de la NBA.

En la Conferencia Oeste, luego de una disputa muy pareja, Portland Trail Blazers derrotó a Memphis Grizzlies 126-122 en su último juego para reclamar el octavo y último lugar para los playoffs. Como resultado, terminó con una sola victoria por delante de los Grizzlies y Phoenix Suns para así lograr disputar un duelo en los playoffs contra LA Lakers.

De hecho, fueron los Lakers quienes encabezaron la División del Pacífico y la Conferencia Oeste en general para tener en sus manos el codiciado primer puesto en los playoffs. Ganaron 52 de sus 71 partidos para lograrlo, con un impresionante registro de 27 victorias en 36 partidos como visitantes. En el otro extremo de la tabla, el subcampeón de la temporada pasada, Golden State Warriors, terminó último para redondear una campaña miserable.

En la Conferencia Este, Milwaukee Bucks salió victorioso de su carrera cabeza a cabeza contra Toronto Raptors para tomar el primer lugar. Sin embargo, no ingresó a los playoffs de una forma ideal, perdiendo cinco de sus últimos ocho juegos de la temporada regular y pareciendo tener dificultades para adaptarse a la nueva configuración. A pesar de esto, su hombre estrella, Giannis Antetokounmpo, mantuvo sus habituales buenas actuaciones para concluir la temporada regular con un promedio de 29,5 puntos por partido, el más alto de su carrera.

En la persecución de los dos primeros estaban Boston Celtics e Indiana Pacers. Los Pacers se adjudicaron la victoria en seis de sus últimos ocho juegos para vencer por poco tanto a Miami Heat como a Philadelphia 76ers y conquistar el cuarto lugar, terminando así una posición más arriba que en la temporada pasada. Brooklyn Nets y Orlando Magic lograron los últimos dos puestos de los playoffs de la Conferencia Este.

El comienzo de los playoffs

La primera ronda de los playoffs de la NBA de este año comenzó el 17 de agosto, cuando los 16 equipos restantes comenzaron su jornada para intentar llegar a las Finales de la NBA.

Las eliminatorias de la Conferencia Este han presenciado predominantemente una abrumadora acción unilateral con Miami Heat (#5), Boston Celtics (#3) y Toronto Raptors (#2) noqueando a Indiana Pacers (#4), Philadelphia 76ers (#6) y Brooklyn Nets (#7) con contundentes 4-0.

La contienda aún por resolver también está a punto de decidirse, ya que Milwaukee Bucks (#1) se ha recuperado de su complicado fin de temporada regular para asumir una ventaja de 3-1 contra Orlando Magic (#8) en los primeros cuatro juegos.

En la Conferencia Oeste las cosas están más precariamente equilibradas. Mientras que el campeón de la Conferencia, LA Lakers, como era de esperar, ha establecido una ventaja de 3-1 contra Portland Trail Blazers, el octavo clasificado, ningún equipo tiene más de un juego de ventaja en los otros tres duelos.

De hecho, Los Angeles Clippers (#2) actualmente supera a Dallas Mavericks (#7) por 3-2, al igual que Denver Nuggets (#3) ante Utah Jazz (#6). Mientras tanto, Houston Rockets (#4) y Oklahoma City Thunder (#5) están empatados en 2-2 después de cuatro juegos.

Si bien, tal como están las cosas, es plausible que los cuatro respectivos favoritos según las tablas de cada conferencia avancen, existe un potencial definido para una sorpresa o dos en las cartas en la primera ronda de los playoffs de la Conferencia Oeste.

¿Podría el boicot cancelar la temporada?

Sin embargo, la cuestión más urgente es si los playoffs y la temporada de la NBA podrán continuar como resultado del boicot de los jugadores. El 26 de agosto, Milwaukee Bucks decidió no jugar el Juego 5 de su serie contra Orlando Magic para protestar por el reciente tiroteo policial a Jacob Blake.

Como resultado, la NBA anunció que todos los juegos del día siguiente serían suspendidos. Desde entonces, Toronto Raptors ha confirmado que está deliberando manifestarse en su duelo de playoffs de la segunda ronda contra Boston Celtics por razones similares, y tanto los Lakers como los Clippers han pedido que la temporada se cancele por completo.

Han comenzado las conversaciones entre los jugadores y los propietarios de los equipos en un intento por resolver las cosas, con incluso la leyenda de la NBA Michael Jordan interviniendo para ayudar en este proceso. Si bien los informes iniciales son optimistas respecto a que los playoffs podrán continuar, aún no se ha confirmado una resolución oficial en relación a la segunda pausa significativa que la NBA ha experimentado en esta temporada.

Deixe um comentário

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *